Health Information

Las mujeres embarazadas con más peso tienden a tener partos prematuros

  • Homect_img
  • Health Information
Las mujeres embarazadas con más peso tienden a tener partos prematuros

En un gran estudio sueco, el riesgo aumentó junto con el peso de la madre

MARTES, 11 de junio (HealthDay News) -- Las mujeres con sobrepeso u obesas que están embarazadas son más propensas a dar a luz de forma prematura, y el riesgo de parto prematuro aumenta junto con la cantidad de peso excesivo, según un estudio de más de 1.5 millones de partos en Suecia.

Los investigadores especulan que los problemas de salud asociados con el sobrepeso y la obesidad (como la hipertensión, la resistencia a la insulina, el colesterol alto y unas mayores probabilidades de infección) tienen un impacto directo sobre la capacidad de una mujer de llevar al bebé a término, según el estudio, que aparece en la edición del 12 de junio de la revista Journal of the American Medical Association.

El nacimiento de un bebé antes de las 37 semanas de embarazo es la principal causa de mortalidad infantil, enfermedades neonatales y discapacidad a largo plazo en los niños, advirtieron los investigadores, liderados por el Dr. Sven Cnattingius, del Instituto Karolinska, en Estocolmo.

Un experto de EE. UU. que no participó en el estudio afirmó que los hallazgos no le sorprendieron.

"Esto solo refuerza el hecho de que las complicaciones de la obesidad y del aumento de peso adicional resultan nocivos tanto para la madre como para el feto", comentó el Dr. Raul Artal, profesor y catedrático del departamento de obstetricia, ginecología y salud de las mujeres de la Facultad de Medicina de la Universidad de San Luis.

Artal dijo que este estudio, junto con investigaciones anteriores, plantea que las mujeres con sobrepeso y obesas que están embarazadas pueden proteger la salud de sus hijos no nacidos al mantener su peso actual, o incluso perder algo de peso.

"El concepto que propagamos durante años de que el embarazo no es un buen momento para perder peso ni para la actividad física es erróneo", lamentó.

Para el estudio, los investigadores analizaron los expedientes de 1.59 millones de nacimientos entre 1992 y 2010, revisando el índice de masa corporal (IMC) de las mujeres en su primera consulta prenatal, además de información registrada tras el nacimiento, sobre los riesgos de salud, las enfermedades de las madres y las complicaciones del embarazo.

El IMC es una medida de la grasa corporal basada en la estatura y el peso.

Las estadísticas provinieron del Registro Médico de Nacimientos de Suecia, que mantiene datos detallados sobre todos los nacimientos de ese país, y que sirve como un valioso recurso para los investigadores, comentó un experto de EE. UU.

"Gracias a ese registro, muchos datos buenos sobre obstetricia provienen de Suecia", aseguró el Dr. Russ Fothergill, vicepresidente del departamento de obstetricia y ginecología de Scott and White Healthcare, en Temple, Texas.

Los investigadores hallaron que el riesgo de parto extremadamente prematuro (de 22 a 27 semanas), muy prematuro (de 28 a 31 semanas) y moderadamente prematuro (de 32 a 36 semanas) aumentaba junto con el IMC de una mujer.

Los autores dijeron que aunque el estudio es sueco, los resultados se pueden generalizar a otras poblaciones con tasas similares o más altas de obesidad materna y parto prematuro.

Por ejemplo, Estados Unidos tiene tasas de nacimientos prematuros que son el doble de las de Suecia. En EE. UU., poco más de la mitad de las mujeres tienen sobrepeso u obesidad a principios del embarazo, y la obesidad grave es mucho más común que en Suecia. Los partos extremadamente prematuros explicaron el 25 por ciento de todas las muertes infantiles en los nacimientos individuales, y el parto extremadamente prematuro también es la principal causa de discapacidad a largo plazo, según la información de respaldo del estudio.

Los resultados del estudio parecen sugerir una interrelación entre los riesgos de salud relacionados con el sobrepeso y la obesidad, aseguró la Dra. Jill Rabin, jefa de atención ambulatoria, obstetricia y ginecología, y directora de uroginecología del Centro Médico Judío de Long Island en New Hyde Park, Nueva York.

Estudios anteriores han hallado que las mujeres que sufren un parto prematuro espontáneo tienen unos niveles más altos de unas proteínas inflamatorias conocidas como citoquinas, que están asociadas con problemas de salud neonatales, como un debilitamiento de las membranas y contracciones prematuras.

Tanto la obesidad en sí como los problemas de salud que conlleva aumentan la cantidad de inflamación en el cuerpo de una mujer, apuntó Rabin. La obesidad y la inflamación que conlleva también aumentan las probabilidades de que una mujer sufra de una infección bacteriana intrauterina.

"Las mujeres obesas tienen un mayor riesgo de infecciones del tracto urinario y vaginales", señaló Rabin. "Éstas aumentan el riesgo de parto prematuro".

El estudio notó que la infección bacteriana se considera como el factor de riesgo más importante en el parto espontáneo extremadamente prematuro.

El Congreso Americano de Obstetras y Ginecólogos (American Congress of Obstetricians and Gynecologists) emitió una recomendación de que no importa si las mujeres con sobrepeso u obesas no aumentan de peso durante el embarazo, o incluso si pierden peso, comentó Artal, de la Universidad de San Luis.

"Creo que el embarazo es un momento ideal para la modificación de la conducta", dijo Artal. Anotó que las mujeres embarazadas tienen mejores probabilidades de adoptar hábitos saludables porque tienen un mejor acceso a la atención médica que en cualquier otro momento de sus vidas, son más propensas a cumplir las recomendaciones porque tienen la responsabilidad añadida de su bebé no nacido, y están bajo una estrecha supervisión médica.

Aunque el estudio encontró una asociación entre la obesidad materna y el parto prematuro, no estableció causalidad.

Por su parte, Fothergill dijo que el estudio demanda una investigación de seguimiento que elabore mejor el vínculo entre la obesidad y el parto prematuro.

"Debe haber investigaciones adicionales que expliquen por qué estas mujeres dan a luz pronto", dijo. "¿Qué tiene la obesidad que provoca que estas mujeres den a luz pronto?".

Más información

March of Dimes ofrece más información sobre el sobrepeso y la obesidad durante el embarazo (http://www.marchofdimes.com/pregnancy/overweight-and-obesity-during-pregnancy.aspx ).

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com (http://holadoctor.com )

© Derechos de autor 2013, HealthDay

logo

FUENTES: Raul Artal, M.D., professor and chairman, department of obstetrics, gynecology and women's health, Saint Louis University School of Medicine, St. Louis; Jill Rabin, M.D., chief of ambulatory care, obstetrics and gynecology, and head of urogynecology at Long Island Jewish Medical Center, New Hyde Park, N.Y.; Russ Fothergill, M.D., vice chairman, department of obstetrics and gynecology, Scott and White Healthcare, Temple, Texas; June 12, 2013, Journal of the American Medical Association